Febrero 2. Los Renglones Torcidos de Dios

El segundo libro corresponde a “Los Renglones Torcidos de Dios” escrito por Torcuato Luca de Tena, me lo regaló @chrispaz hace dos semanas cuando lo acompañé a la librería a comprar un regalo (Editorial Planeta. ISBN: 978-84-08-08135-7. 439pp.)

De la contraportada del libro:

“Alice Gould es ingresada en un sanatorio mental. En su delirio, cree ser una investigadora privada a cargo de un equipo de detectives dedicados a esclarecer complicados casos. Según una carta de su médico particular, la realidad es otra: su paranoica obsesión es atentar contra la vida de su marido. La extrema inteligencia de esta mujer y su actitud aparentemente normal confundirán a los médicos hasta el punto de no saber a ciencia cierta si Alice ha sido ingresada injustamente o en realidad padece un grave y peligroso transtorno psicológico.

Una novela honesta sobre la locura, que sigue manteniendo intacta su vigencia. Luca de Tena, autor también de Edad Prohibida, no dudó en ingresar en un psiquiátrico antes de escribir esta novela.”

Comentarios:

Coloco a continuación una frase del libro tomada de los primeros capítulos, en donde se plasma un poco de la esencia del libro: “…La gran galería iba poblándose de gentes afectadas por toda clase de taras. Apenas alzó los párpados, la visión de conjunto la espantó tanto, que volvió a abatirlos. ¿Qué es lo que observó para que de tal modo la acongojase? No sabría explicárselo, pues no osó mirar a nadie fijamente a los ojos. No eran las individualidades lo que, en un principio, la dejó aturdida, sino la masa, y no porque aquel conjunto de hombres y mujeres fuese amenazante o alborotador. Nada más lejos de la realidad. Dada la cantidad de gente allí reunida, las voces eran sensiblemente más apagadas que en cualquier otro lugar multitudinario: la sala de espera de una estación, por ejemplo, o la recogida de equipajes de un aeropuerto. Lo primero que advirtió es que eran distintos…”

Para escribir el libro el autor se encerró voluntariamente en un hospital psiquiátrico como un loco más con el propósito de llevar a cabo la investigación que le permita describir de mejor manera a los personajes. Algunos de ellos son conocidos por el escritor, otros, simplemente fruto de su imaginación. El libro es muy bien llevado y permite que el lector pueda imaginarse ese mundo distinto al que todos vivimos en donde un grupo de personas yacen en una edificación a las afueras de la ciudad en donde han sido recluídas, algunas, con posibilidad de recuperación y de volver a la realidad, otras, simplemente están ahí para ser tratadas y que su condición no empeore, muchos de ellos olvidados incluso por sus familiares los cuales en la mayoría de los casos no pueden aceptar que esos renglones torcidos de Dios existen y están ahí para recordarnos que nada es perfecto.

La protagonista de la novela Alice Gould es un personaje particular a tal punto que el lector dudará en ciertos casos de cual es su verdadera condición.
Los demás personajes del sanatorio son descritos de una manera tan precisa que permite al lector hacerse una idea de que tipo de mundo es en el que viven y de cierta forma imaginarse como sería convivir con ellos.

El libro se resume a historias de un grupo de gente distinta del que personalmente nunca espero formar parte, o quien sabe, como dice en las primeras páginas del libro: “La verdadera locura quizá no sea otra cosa que la sabiduría misma que, cansada de descubrir las vergüenzas del mundo, ha tomado la inteligente resolución de volverse loca.”


About

Leave Comment